¿Qué es un fanfic?

Fanfiction (lit. ficción de fans), relatos de ficción escritos por fans de una película, novela, programa de TV, trabajo literario o dramático, donde se utilizan los personajes y situaciones del original y se desarrollan nuevos papeles para estos personajes. El slash es un género de fanfiction de temática homosexual. El término "slash" suele quedar reservado para las relaciones entre hombres; para las mujeres se emplea femslash, f/f slash o femmeslash. Aclarado el asunto: ¡Empieza el viaje!

Advertencia contra el Copirigth

Todos los personajes reconocidos públicamente son propiedad de sus respectivos autores. Los personajes originales e historias son propiedad la autora. No se genera ningún beneficio económico por este trabajo, ni piensa por un instante en los derechos de autor.

28 abril, 2007

EN BUSCA DE UN SUEÑO 6

Las Señales (I)

El pergamino estaba agrietado por los bordes, y la tinta ya no era muy oscura, sin embargo, las palabras eran perfectamente legibles gracias a la excelente caligrafía. Mientras deslizaba sus ojos por aquella sucinta declaración, sintió que su frente se empapaba de un sudor frío y que los latidos del corazón se ralentizaban.

Esta es la historia de Geniev y de los primeros años de gobierno de su Majestad Elessar I en la bella Minas Tirith. La escribo ahora, que ya han pasado muchos inviernos sobre mis ojos y soy otro, porque el dolor me atenaza el pecho cuando veo que las ideas extranjeras arrastran la memoria y se pone en duda la historia de personas a las que debo este reino justo y pujante, la paz, la vida.

No se si alguno que no sea mi íntimo leerá está memoria que es, de algún modo, mi testamento, tampoco importa demasiado. He decidido morir por el bien del Reino. Ya que los hombres prefieren volver a odiar lo ajeno, hombre volveré a ser, para no apartar mis ojos de la Ciudad Blanca y las arenas perezosas del Mar Interior. Los Príncipes del futuro volverán sobre estas líneas para agregar lo suyo. Cuando otros, cuyas lejanas genealogías aún no traza ningún escribano, hojeen estos pergaminos, podrá ver cómo las arenas del desierto se mueven cada día, pero las dunas son eternas (Cosa que me enseñó Legolas, aunque jamás esperé de él semejante comentario).

Vi lo que vi, y aunque la experiencia (extraña suma de alegrías, dolores y asombros que pueden cambiar el ser de un momento a otro) me permite comprender las acciones de esos ya lejanos días con mayor nitidez que entonces, cuando estaba envuelto en los acontecimientos, trataré de olvidar lo que ya se y regresar a la vida aquel joven impetuoso, ingenuo, un poco brusco, bastante ignorante, fiel hasta la estupidez al Rey y el Príncipe, que era cuando todo comenzó.

Algún día, quizá, en Arda algunos hallen el fino hilo de los hechos, que ahora ciertos falsos sabios ponen en duda invocando la tradición del resto del mudo, y una fe que poco o nada tiene que ver con este suelo. Para ellos escribo.

Ellos será mi venganza.


Dejo caer la hoja, horrorizado. ¡Aquello no podía ser cierto!

Al tocar el suelo, el objeto resonó y se rompió en mil pedazos que –en contra de toda lógica– rebotaron con gran fuerza. Casi se diría que las brillantes esquirlas de acerado papel iban a su encuentro.

Se cubrió los ojos para evitar ser herido…

TBC...

No hay comentarios.: